Address
304 North Cardinal St.
Dorchester Center, MA 02124

Work Hours
Monday to Friday: 7AM - 7PM
Weekend: 10AM - 5PM

Obras de arte, transformación digital y exposición en el metaverso. Comentario a la sentencia del Juzgado de lo Mercantil núm. 9 de Barcelona de 11 de enero de 2024

Obras de arte, transformación digital y exposición en el metaverso. Comentario a la sentencia del Juzgado de lo Mercantil núm. 9 de Barcelona de 11 de enero de 2024

Exploramos en detalle la controvertida sentencia sobre la transformación de obras de arte en el metaverso, analizando el equilibrio entre los derechos de autor y el derecho de exposición pública.

En este artículo, te ofrecemos una vista preliminar del estudio elaborado por José Rodríguez García, abogado en ejercicio, doctor en derecho por la Universidad Carlos III de Madrid y profesor contratado doctor acreditado por ANECA, para el primer número de nuestra Revista Digital «ELEX INSIGHT».

Para acceder a la publicación completa, haz clic aquí. En este artículo, que se incluye en la edición de marzo de 2024, seis expertos del sector profundizan en el complejo entramado del régimen jurídico y las más recientes tecnologías que lo impactan.

Sumario del artículo

En su artículo, el autor analiza la sentencia dictada por el Juzgado Mercantil nº 9 de Barcelona, relativa a la transformación digital y la exhibición en el metaverso de unas obras de arte de Joan Miró, Antoni Tàpies y Miquel Barceló.

Como adelanto de su contribución, que ya puedes leer en su totalidad y de forma gratuita en nuestra revista digital, te ofrecemos un breve resumen de los aspectos más relevantes tratados en el artículo mediante el índice de contenido propuesto por el mismo:

  1. Los hechos y el objeto de la controversia.
  2. Las medidas cautelares.
  3. La legitimación activa de VEGAP.
  4. El uso de las obras en el metaverso.
  5. El derecho moral a la divulgación de la obra.
  6. El derecho patrimonial a la comunicación pública.
  7. El derecho patrimonial a la transformación de la obra.
  8. Valoración crítica de la sentencia.

1.- Los hechos y el objeto de la controversia.

El Juzgado de lo Mercantil núm. 9 de Barcelona emitió la sentencia núm. 11/2024, resolviendo una disputa sobre los derechos de propiedad intelectual de obras de arte. La controversia surge cuando Punta Na, S.A., vinculada a Mango, cedió obras de Miró, Tàpies y Barceló a Punto Fa, S.A., para exhibirlas junto con nuevas obras digitales en la inauguración de una tienda de Mango en Nueva York. Visual Entidad de Gestión de Artistas Plásticos (VEGAP) demanda a Punto Fa por utilizar estas obras sin autorización, mientras que Punto Fa argumenta que el Grupo Mango, al ser titular de los soportes físicos de las obras, tiene derecho a su exposición pública. La cuestión clave es determinar si la transformación de las obras originales en NFT infringe los derechos de los autores originales y si el derecho de exposición pública ampara la creación de nuevas obras digitales sin autorización de los autores originales.

La disputa se centra en discernir los límites de los derechos de propiedad intelectual frente al derecho de exposición pública. Punto Fa sostiene que la transformación de las obras preexistentes en nuevas obras digitales, realizada por criptoartistas, no constituye una reproducción de las obras originales, sino una transformación que no atenta contra la integridad de estas. Se busca resolver el conflicto entre los derechos de divulgación, comunicación pública y transformación de las obras, defendidos por los autores o sus derechohabientes, y el derecho de exhibición pública del propietario del soporte físico de las obras de arte originales. La sentencia implica una decisión crucial sobre la naturaleza de la transformación de las obras y los derechos asociados a la exposición pública en el ámbito físico, virtual y digital.

2.- Las medidas cautelares.

En el contexto de una disputa legal, VEGAP solicitó medidas cautelares para detener el uso no autorizado de obras de arte en campañas publicitarias, pero su petición inicial fue desestimada debido a la falta de pruebas sobre el riesgo de pérdida patrimonial. Sin embargo, tras revisar el caso, el tribunal acordó parcialmente las medidas cautelares, depositando los NFT creados a partir de las obras en cuestión en el juzgado. Se consideró que existía un riesgo parcial de mora procesal, principalmente relacionado con los NFT en la plataforma Opensea, limitando la medida cautelar a estos archivos digitales.

La juez cuestionó si el derecho de exposición pública del propietario físico de las obras justificaba la reproducción y transformación de estas en NFT, contradiciendo la defensa de la demandada. Esta decisión destaca la incertidumbre sobre la protección de los derechos de propiedad intelectual en el contexto de la transformación digital de obras de arte y el uso de tecnologías emergentes como los NFT.

3.- La legitimación activa de VEGAP.

VEGAP es una entidad de gestión de derechos de autor con autorización administrativa, habilitada por el artículo 150 de la Ley de Propiedad Intelectual para representar y hacer valer los derechos confiados a su gestión en procedimientos administrativos y judiciales. Sin embargo, esta legitimación se aplica a acciones basadas en infracciones de derechos de gestión colectiva o que requieran una autorización global, no a derechos individuales específicos, como en el caso de las cinco obras de tres autores en cuestión. Aunque VEGAP tenía contratos de mandato para este caso, autorizando la acción de reclamación de daños por la utilización no autorizada de las obras en la inauguración de la tienda de Nueva York, esta representación no cubría otras acciones, como la de cesación, donde la falta de legitimación activa de VEGAP fue reconocida, ya que la demandada había cesado los usos en disputa.

5.- El uso de las obras en el metaverso.

El derecho moral a la divulgación de la obra, según el artículo 14.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, establece la prerrogativa irrenunciable e inalienable del autor para decidir cómo y si su obra será dada a conocer al público por primera vez. Sin embargo, este derecho se agota una vez que la obra es accesible al público por primera vez, como indica el artículo 4 de la misma ley. En el caso en cuestión, las obras objeto de disputa ya habían sido expuestas previamente por sus autores, lo que agotaba el derecho moral a la divulgación de las mismas. Por ende, los autores no podían impedir ni autorizar su divulgación posterior, y una vez transmitidas, el adquirente tiene derecho a exhibirlas públicamente, conforme al artículo 56.2 de la Ley de Propiedad Intelectual. Por tanto, en este caso específico, la exhibición de estas obras no vulneraba el derecho moral de los autores.

6.- El derecho patrimonial a la comunicación pública.

En este caso concreto, se discute que la entidad demandada realizó una comunicación pública de las obras, tanto originales como derivadas, al exponerlas al público en el mundo físico, digital y virtual. El artículo 20 de la Ley de Propiedad Intelectual define la comunicación pública como todo acto que permita a una pluralidad de personas acceder a la obra sin distribución de ejemplares, incluyendo la exposición pública de obras de arte. Sin embargo, el artículo 56.2 concede al propietario el derecho a la exposición pública de la obra una vez transmitida a un tercero, a menos que el autor lo haya excluido expresamente. La jueza determinó que no existió exclusión y que la exposición no afectó el honor o la reputación de los autores, ya que las obras derivadas no representaban una simple modificación de las originales, preservando su integridad. Al haberse exhibido las obras originales junto con las digitales nuevas, el derecho de exposición pública del dueño del soporte original prevalece sobre el de comunicación pública del propietario intelectual, sin necesidad de su consentimiento para la exhibición pública en los tres entornos: físico, virtual y digital.

7.- El derecho patrimonial a la transformación de la obra.

Este caso se centra en el derecho de transformación de las obras, regulado por el artículo 21 de la Ley de Propiedad Intelectual, el cual abarca adaptaciones y modificaciones que resultan en obras distintas. La demandada argumenta que la transformación de las obras encargadas es lícita y se ampara en la doctrina del uso inocuo y del fair use, aunque esta última no esté contemplada en la legislación española. La jueza, siguiendo la jurisprudencia del Tribunal Supremo, analiza los cuatro factores de la doctrina del fair use para determinar la legitimidad del uso. Considera que la exposición de las obras, tanto físicas como digitales, no tuvo fines comerciales ni publicitarios, sino que se realizó con propósitos sentimentales y de exposición al público, sin generar beneficio económico. Además, destaca que la transformación agregó elementos nuevos y respetó el espíritu de las obras originales, lo que, en conjunto, llevó a considerar el uso como legítimo.

La evaluación de los factores, incluyendo el propósito del uso, la naturaleza de la obra original, la cantidad utilizada y el efecto en el mercado potencial, llevó a la jueza a concluir que el uso de la demandada fue legítimo. En base a la buena fe de la demandada y la ponderación de intereses en juego, se determinó que el derecho de exposición pública del propietario del soporte físico de las obras prevalece sobre los derechos de propiedad intelectual de los autores, lo que significa que no era necesario el consentimiento de estos últimos para la comunicación pública o transformación de las obras realizada por la demandada.

8.- Valoración crítica de la sentencia.

La sentencia ha sido objeto de crítica por parte de la doctrina. Se discute el alcance del derecho de transformación, que abarca tanto la protección externa como la interna de la obra, siendo común que cambios en una afecten la otra. Aunque la ley distingue entre obras compuestas e independientes, la línea entre transformación y reproducción pura no siempre es clara, lo que complica la delimitación del derecho.

La sentencia también es cuestionada por su interpretación sobre el fin publicitario de la exposición de las obras, ya que, aunque no incrementaran directamente las ventas, la promoción de la apertura de la tienda en Nueva York constituye publicidad según la ley española. Además, se debate si el uso de las obras en su integridad y su reconocibilidad afectan a la legitimidad del uso transformador, cuestionando así la valoración de la originalidad y la transformación. En última instancia, se plantea la naturaleza del arte como un proceso comunicativo y mutable, donde la obra adquiere vida propia más allá de la intención original del artista, lo que añade complejidad a la interpretación del derecho de autor.

Lee ahora el artículo completo de José Rodríguez

Este blog solo recoge una muestra resumida del contenido que puedes encontrar en el segundo número de la Revista Digital «ELEX INSIGHT«. Para acceder al artículo de José Rodríguez al completo, haz clic en el siguiente enlace:

Revista Digital MARZO 2023

🡡 Haz clic para leer 🡡

Según los principales medios de actualidad jurídica española, como ConfilegalLawyerPress o Economist & Jurist, la tecnología de ELEX continúa posicionándose como una herramienta clave para mejorar la eficiencia y productividad en el cumplimiento de plazos del sector legal

Si deseas descubrir cómo la inteligencia artificial de ELEX puede transformar tu práctica legal, solicita ahora una DEMO a través de este enlace o programa una reunión con nuestros expertos para aclarar cualquier duda que puedas tener al respecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *